La tecnología para aprender un idioma

  

Lo de aprender un idioma puede ser un problema o una oportunidad, pero al final todos tenemos que ponernos las pilas y aprender al menos un idioma de circulación internacional, La tecnología para aprender un idioma

 

Dicen que en China hay más de 400 millones de personas estudiando inglés, lo que es casi 50% de toda la gente viviendo en Europa. Hay una demanda increíble de inglés, pero siempre vas a encontrar un profe para enseñártelo? Las nuevas tecnologías te lo ponen más fácil y te ayudan ahorrar tiempo, esfuerzo y dinero muchas veces.

Como a la mayoría de nosotros nos gusta y/o necesitamos estar conectados 24/7, hay pequeños trucos que nos faciliten no sólo mejorar los conocimientos lingüísticos, pero hacerla de una manera que se adapte a nuestros intereses y necesidades diarias.

 

Consejos para examen TOEIC, la tecnología para aprender un idioma
 

Hay tres consejos para usar la tecnología para aprender un idioma, qué son especialmente útiles y se pueden poner en práctica desde ya:

  1. Ver películas con subtítulos en el idioma que estas estudiando. Esto ya lo sabemos todos. Lo que igual no se sabe tanto es que al ponerte a mirar una peli con subtítulos en tu idioma nativo es al final una pérdida de tiempo porque tu cerebro automáticamente se enfoca en leer más que prestar atención a lo se habla. La buena noticia es que si miras un programa o una peli con subtítulos en el idioma que estas estudiando, es más que probable que vas a entender el video y sacarle buen provecho.
  2. Cambiar el idioma de tu GPS al idioma que estas aprendiendo. Esto se puede hacer muy fácilmente: ya tienes el contexto y sabes ya de que se trata. Si no sigues las direcciones, no llegas a tu destino. Te aconsejamos, de todas formas, empezar con una ruta que ya conoces bienJ!
  3. Cambiar los ajustes de tus dispositivos móviles. Cambiando el menú de tu teléfono, portátil o tableta puede parecer atrevido, pero así vas a tener la oportunidad de hacer algo que ya sabes hacer (por ejemplo mandar un correo), pero en otro idioma. Y un día, inténtalo también en el cajero!

 

Y para acabar, te atreves a leer el artículo en inglés sobre el tema? Forbes.com 

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *